Archives

Monthly Archive for: ‘septiembre, 2019’

Millones de toneladas de papel recuperado en Europa siguen sin salida

Estoc paper recuperat

El cierre de las fronteras en países asiáticos para las importaciones de residuos ha dejado sin salida gran parte del papel y cartón recuperado que se obtiene en las plantas de recuperación de la Unión Europea como DesCat. 

En 2018, en España se pasó de exportar 671.474 toneladas a exportar 348.899. Ese mismo año, se importaron 988.968 toneladas desde Francia, 219.232 desde Portugal y 25.257 de Estados Unidos. En consecuencia, los precios del mercado para este material han caído hasta unos niveles que no permiten ni tan solo cubrir los costes de recogida y condicionamiento de los materiales. 

Si esta situación persiste, las empresas recuperadoras corren el riesgo de colapsar, poniendo en peligro los avances que se han alcanzado los últimos 20 años, y dificultando el cumplimiento de los objetivos cada vez más ambiciosos de la Unión Europea. 

Actualmente, en Europa hay 6 millones de toneladas de papel y cartón recuperado para su reciclaje, con los que no se sabe qué hacer. Se trata de materiales clasificados y empaquetados que ya se podrían utilizar como materia prima en las industrias que fabrican nuevos materiales.

El Ministerio para la Transición Ecológica ha lanzado a consulta pública una Orden Ministerial sobre el fin de la condición de residuo del papel recuperado, pero según los recuperadores, para conseguir implementar un modelo económico circular, antes se deben simplificar las normativas y los trámites burocráticos.

En 2018, en España se recuperaron unos 4,5 millones de toneladas de papel y cartón. Cerca de un 20% de esta cantidad provenía de los contenedores azules y la recogida selectiva que utiliza la ciudadanía. El 80% restante corresponde a los embalajes de los comercios, las grandes superfícies de distribución, los puntos limpios o la propia industria papelera. 

No obstante, los nuevos hábitos de consumo de los ciudadanos como consecuencia del comercio electrónico, están incrementando la generación de residuos de embalajes en los domicilios particulares, dándole más importancia a la contribución ciudadana para separar correctamente estos materiales.